¿Una mente, dos mentes, tres mentes…?

 

 ¿Qué es esto de la mente? ¿Y el alma?

Vamos a ver como nuestra cultura condiciona nuestra forma de ver las cosas. En nuestro entorno judeo-cristiano, siempre hemos estado hablando del cuerpo y el alma y constituye en si mismo un modelo mental que condiciona toda la forma en que vemos la vida por ejemplo decimos “entregarnos en cuerpo y alma”, dando por supuesto que no hay nada más, o que es un “desalmado” para referirnos, en este caso, a quien no tiene empatía con los sentimientos de los demás. Esta dicotomía viende de una fuerte influencia de Platón en la doctrina cristiana y por tanto en todo nuestro entorno cultural. ¿Pero es realmente así de “sencillo”?

La visión oriental.

Si nos vamos a la filosofía oriental, la cosa se complica bastante. Por un lado se habla de atman que sería el equivalente del alma espiritual. Pero también cuando se habla de la conciencia interior (Antarkarana) se divide en cuatro funciones diferentes: manas, citta, ahamkara y buddi. Además existen subdivisiones internas, todo un auténtico mapa mental. No entraremos aquí a analizarlo pues no es nuestro objetivo, pero sí tomar nota de que hay otras formas de ver el tema cuerpo/alma/espíritu/mente.

mente-meditacion

Sólo un apunte: para el Buda existían 6 sentidos, además de los clásicos que conocemos añadía la mente, que consideraba un sentido. ¿Cómo es eso? Después de miles de horas de meditación se dio cuenta que a la conciencia llegaban sensaciones visuales, olorosas, táctiles, auditivas y gustativas pero también llegaban sensaciones que provienen de nuestra máquina mental. Por tanto, hay una diferencia entre la mente mecánica y el observador de la misma, llamémosla de momento Conciencia.

 

Desde la Neurociencia.

 

Ni es el lugar ni soy la persona indicada para escribir un artículo sobre neurociencia con “fundamento”. Sin embargo creo que cabe destacar dos ideas:

  • Primera es que nuestro cerebro se compone de “capas” con un sentido fuertemente evolutivo. Tenemos un cerebro reptiliano en donde residen los instintos básicos de reproducción y supervivencia y también tenemos el neo-córtex que es la parte más evolucionada del cerebro y en donde residen sus habilidades más sutiles: pensamiento, lenguaje, cerebro_creatividadauto-reconocimiento.
  • El neo-córtex de divide en dos hemisferios con funciones diferenciadas. El izquierdo donde se “ejecutan” las funciones mentales más relacionadas con lógicas y el razonamiento, y el derecho en donde residen las funciones más artísticas, espaciales…

 

¿Y los estoicos?

 

Haré un descripción de cómo veían los estoicos la mente pero agregaré alguna idea propia.

Diapositiva1

Como ya describimos al hablar del Sistema operativo mental, los estoicos afirmaban que las cosas, los sucesos, no tocaban el alma (yo lo llamo en la imagen Yo profundo, no llegan a la Ciudadela Interior y no son responsables de nuestros juicios sobre la realidad. Llegan a la conciencia, producen una representación mental y disparan el discurso interior que las juzgará.

Tenemos pues:

  • La realidad o los acontecimientos que nos llegan a los sentidos.
  • La representación mental de dichos acontecimientos, que ya de por si está distorsionada ya que nuestros sentidos distan mucho de la perfección: no aprehendemos toda la realidad y lo que aprehendemos es un reflejo distorsionado de la misma. No podemos saber si, por ejemplo, un búho ve los colores tal como los vemos nosotros.
  • A partir de esa representación emitimos un juicio y el alma es la responsable de la cualidad de ese juicio.

Los estoicos dividían el alma en dos partes:

  • Por un lado lo que llamaban pneuma, o aire que es lo que nos da vida, “anima” nuestro organismos, recibe las impresiones de los sentidos. En nuestro lenguaje al morir le llamamos “expirar” que viene a ser soltar definitivamente el aire el pneuma.
  • Y por otro lado esta lo que llamaban hegemonikon, que ha recibido diversas traducciones o concepciones y no sólo en el estoicismo. Es lo que podemos llamar: principio director, ciudadela interior, conciencia, Yo profundo, parte superior del alma o en mi caso Yo superior… Es la parte directriz, un reducto inviolable de libertad, que toma conciencia de la realidad interior de la mente, que puede observar el funcionamiento de la mente.

Lo sucesos no vienen a nosotros, no se preocupan de nosotros, sencillamente acaecen y si tumblr_njbaexfnix1s1aqyoo1_1280estamos en el umbral temporal, espacial o sensorial adecuado lo recibimos. Las representaciones sobre los mismos no son ni buenas ni malas, no tocan al hegemonikon, es éste el que les da sentido el que los juzga. El escribe nuestro discurso interior y puede modificarlo o borrarlo a voluntad. Todo depende de la madurez y de la habilidad que tengamos. Los estoicos recomendaban que juzgásemos nuestros juicios de acuerdo a si posible conformidad con la Naturaleza. Si estaban de acuerdo a la misma, debíamos aceptarlos alegremente, si no modificarlos. Por ejemplo, pretender no estar nunca enfermo no está de acuerdo a la Naturaleza, la enfermedad es parte integral de la misma. Nos produce malestar, dolor… e incluso la muerte, pero es parte de la Naturaleza.

El gran aprendizaje es el de aprender a ser indiferente a las cosas indiferentes, a las cosas que están fuera de nuestro control. Las cosas son como son, nuestra interpretación de las mismas es lo que nos hará sufrir. Podemos cambiar como hemos escrito nuestro discurso interior e incluso borrarlo.

El alma se modifica a sí misma y el principio director es el único responsable de nuestra actitud ante los hechos y ante la Vida. Nosotros somos los que emitimos los juicios. Pero podemos también no emitirlos, o modificarlos, o suprimirlos si los hemos realizado de forma inconciente o descuidada.

thich-nhat-hanh

 

 

Recapitulando.

Conviene ser muy cuidadoso y aprender a distinguir:

La mente computacional,

      meramente mecánica, que puede ser sustituida,

kahneman

      normalmente con mucho mejores resultados, por un ordenador. No constituye nuestro Yo profundo ya que la podemos observar. Incluso, como funciona virtualmente las 24 horas, frecuentemente funciona en modo “automático semiconsciente” de forma totalmente superficial, como aquel que canturrea una canción pero no sabe cual, ni afina, ni vocaliza, ni tiente intención de hacerlo. La mente funciona siempre, a veces bajo una conciencia escrupulosa y a veces de forma automática. Muy interesante el libro  del premio Nobel de Economía (y eso que no es economista sino psicólogo)

Pensar rápido, pensar despacio, en donde se describen estas dos formas de funcionamiento mental

    .
  • La mente creativa. Decía Picasso que ojalá pablo-picassoque cuando la inspiración te encuentre te encuentre trabajando. En nuestro funcionamiento mental ordinario, a veces surgen “chispas” de creatividad que rompen el funcionamiento lineal y rutinario de la mente computacional. Ningún ordenador puede hacer eso y constituye otro nivel de humanidad. Todavía no hemos llegado al Yo profundo a la Conciencia al Hegemonikon, pero ya estamos un paso más allá de la mera computación.

 

  • Finalmente está lo que podemos llamar Conciencia, Yo profundo, Ciudadela interior, Alma la-concienciaprofunda, Atman, Testigo... Es aquello que está más allá del pensamiento y que nos sirve para tomar distancia de nuestra realidad, tanto interior como exterior. Es libre y posibilita que podamos “manipular” en el sentido que consideremos adecuado, como percibimos la realidad. si consideramos, como los estoicos, que el único Bien es el bien moral, entoncel la Conciencia es la herramienta de la Razón, del Logos, del Tao… que nos permite discriminar lo que es correcto y lo que no, lo que nos lleva al virtuosismo, a la Areté, a la Excelencia Humana…, y lo que no. Y como todo, cuanto más se entrena, mejor funcionará.

 

la-razon-y-la-conciencia-carteles-no-sabia-que-imagen-poner-desmotivaciones

 

 

Un comentario en “¿Una mente, dos mentes, tres mentes…?

  1. Pingback: Budismo tibetano y estoicismo. – Estoicismo Hoy

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s