Las virtudes estoicas.

Ambición supone ligar nuestro bienestar a lo que otros dicen o hacen.

Autoindulgencia es ligar nuestro bienestar a lo que nos ocurre.

Sabiduría es ligar nuestro bienestar a nuestras acciones.

Marco Aurelio. 6,51

Las virtudes cardinales.

 

aristoteles virtud

Los antiguos griegos hablaban de las tres virtudes humanas, de tres virtudes que constituían la excelencia política de los ciudadanos. Platón agregó otra y se convirtieron en la virtudes cardinales que, como su nombre indica, son las “principales” las más importantes para caminar hacia la excelencia humana, pero también son las que nos sirven de guía, como los puntos cardinales que nos permiten orientarnos. Posteriormente, el cristianismo recogió e hizo suyas esas virtudes, añadiéndoles referencias a la fe y la iluminación.

Esas virtudes son: Prudencia, Justicia, Fortaleza y Templanza. Pero aquí el lenguaje, la historia, nuestra educación y nuestros prejuicios nos traicionan. Miles de veces hemos visto esas palabras, pero frecuentemente o las hemos vaciado de contenido o les hemos dado un contenido de alcance muy limitado o modificado por el uso corriente del concepto. El uso de esas palabras ha desgastado su significado original.

Sólo por eso y para dar oportunidad al lector a contextualizar su concepción de las mismas, propongo, a nivel de uso personal, una redacción alternativa: Sabiduría, Integridad, Coraje y Autodisciplina. Con este cambio de matiz solo pretendo descontextualizar los conceptos ya que de tan manidos que son, se han desgastado de su significado profundo para, utilizar una palabra diferente nos puede permitir repensar su significado. Al final, esa nueva palabra pretende servirnos para ver el concepto de cada virtud con ojos más frescos y con menos prejuicios, tanto positivos como negativos.

Virtudes 4 cardinales

En realidad no son virtudes separadas sino que están interrelacionadas como una parte de la Areté , de la Excelencia Humana. Son la manifestación del espíritu humano frente a los diferentes tipos de retos que se le presentan. Un individuo es superior a otro cuando busca superarse en todo y en todo momento, cuando aspira a sacar todolo mejor de sí mismo, proyectando la vida como un camino hacia la excelencia.

Sabiduría

La Sabiduría (Phronêsis) es la primera virtud cardinal del estoicismo pues nos ayuda a mejorar la vida al servirnos para elegir correctamente nuestros juicios, reacciones emocionales y acciones. Consiste en ver las cosas tal como realmente son, sin pasarlas por los filtros de nuestros modelos mentales, nuestros prejuicios, preocupaciones… Es ver la realidad con ojos frescos, el sabio estoico analiza la situación presente bajo diferentes perspectivas. Al final y lo importante es que constituye la habilidad de juzgar y discernir cuando y como actuar.

El primer paso es, como no puede ser de otra forma, el autoconocimiento. Creo que es importante considerarlo como algo dinámico, en constante evolución: cada día es un día de aprendizaje y debes intentar aprender el máximo de cada experiencia que vivas.

Se subdivide en: buen sentido, buen cálculo, agudeza mental, astucia, discreción e ingenio.

 Justicia.

La Justicia, o Integridad (Dikaiosyne), no se refiere a un ajuste de la conducta a una norma jurídica dada, es un compendio de ética, equidad y honradez. Constituye el hábito de respetar los derechos de los demás, darle a cada uno lo que es suyo y practicar la Sabiduría ante la injusticia.

Tomar en cada momento las decisiones vitales de acuerdo a un fuerte sentido moral. Los estoicos creían en la ley del karma, por la cual recibes lo que das.

Se subdivide en: piedad, honestidad, equidad y el trato justo.

Coraje.

Fortaleza, o Coraje, en griego era Andreia, es decir hombría, o mejor podríamos traducirla por valentía. Constituye la manifestación de la Sabiduría de la Areté ante el peligro, el dolor, el miedo o las dificultades, la moderación en la conducta que emerge ante los reveses de la vida.

El coraje se debe manifestar tanto a nivel físico como a nivel mental. La fortaleza física nos permite enfrentarnos a la dureza de los elementos externos ante los que nos encontremos, mientras que la mental se refiere a construir fuerza de voluntad que nos permita combatir las situaciones duras de la vida con entereza. Debemos permanecer fuertes ante la adversidad, Marco Aurelio hablaba de la Ciudadela interior donde no llegaban las tempestades.

Se subdivide en: resistencia, confianza, mentalidad positiva, alegría y laboriosidad.

Autodisciplina.

Templanza, o Autodisciplina (Sofrosyne), podemos traducirla por moderación, mesura, por control de nosotros mismos. Etimológicamente nos refiere al equilibrio de la mente, a la ecuanimidad. Areté frente al exceso. Una mente centrada y equilibrada e imbuida de juicios inteligentes. Constituye la auto-confianza y la autonomía ante los reveses del destino.

Si tenemos demasiadas expectativas en la vida, seguramente nos frustraremos. Hay que buscar la satisfacción dentro de nosotros mismos. Hemos de evitar lo que nos afecte negativamente, lo que nos debilite y nos aleje de poder desarrollar todo nuestro potencial para así poder ser fuerte física y mentalmente.

Se divide en disciplina, decoro, modestia y autocontrol.

 

cervantes virtud

Colofón

Como estamos viendo, la Virtud no es algo que se practique como una forma de ganar una recompensa ultraterrenal. Es la forma de permitir que se manifiesten todas nuestra potencialidades humanas, de ser mejores, de buscar nuestra realización y nuestra felicidad dentro de nosotros, de forma autónoma, sin depender de posesiones, de otras personas, del prestigio… de ser libres y fuertes.

Pretender hacer descansar nuestra felicidad en las cosas exteriores, a largo o corto plazo, nos llevará a la frustración y al dolor. Por eso la Virtud se debe convertir en una práctica cotidiana afrontando la vida con entereza y fortaleciéndonos y aprendiendo de los obstáculos y dificultades.

Para entender la virtud tal vez se interesante analizar que factores la obstaculizan, que nos puede hacer perder el equilibrio. Como ejemplos: frustraciones, preocuparse por el futuro, rumiar las cosas, la rabia, la irritación, los deseos incontrolados (alcohol, comida…), los malos hábitos, la ansiedad, la tensión, decir cosas inapropiadas (negativas, excusas, hostiles, sumisas..), no ser asertivo…

Una vida virtuosa es una buena vida, un vida vivida con intensidad y plenitud.

3 comentarios en “Las virtudes estoicas.

  1. Pingback: Las tres disiplinas y sus relaciones – Estoicismo Hoy

  2. Pingback: Cicerón y las paradojas estoicas. – Estoicismo Hoy

  3. Pingback: Introducción al Estoicismo. – Estoicismo Hoy

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s